El poder de la autorreflexión: las 10 preguntas que deberías hacerte

autorreflexión

Dejar un tiempo para la autorreflexión da perspectiva a nuestras vidas. Nos ayuda a aprender, crecer, apreciar y comprender el gran «¿Por qué?» que hay detrás de nuestras acciones y motivaciones. En este artículo te cuento 10 preguntas que todos deberíamos hacernos cada cierto tiempo para determinar qué va bien y en qué podemos mejorar.

1. ¿Estás gestionando bien tu tiempo?

Nuestro tiempo es el activo más valioso que tenemos, por lo que nuestro objetivo debería ser utilizarlo de la forma más inteligente. Sin embargo, muchas veces perdemos el tiempo con cosas que realmente no contribuyen a acercarnos a nuestros objetivos. Trata de hacer un análisis del tiempo que dedicas a cada cosa a la semana y reflexiona sobre si esa dedicación realmente te conducirá a la situación en la que quieres estar dentro de cinco o diez años. ¿Hay aspectos de tu vida que te están haciendo perder el foco?

2. ¿Estás siendo fiel a tus principios?

No hay nada que genere mayor frustración que llevar una vida alejada de nuestros valores o principios vitales. A veces, por mucho que tengamos claros (o medianamente claros) cuáles son nuestras prioridades o «bases», el hecho de no evaluar de manera recurrente nuestras acciones puede llevar a que las cosas se alejen de lo que creemos que es correcto. ¿Estás haciendo algo que te hará arrepentirte en un futuro? ¿Estás actuando de una forma de la que te sentirías orgulloso en caso de tener que contárselo a otros?

3. ¿Te estás despertando cada mañana con ilusión?

Nuestro primer pensamiento del día es un gran indicador de cómo nos sentimos en general. Es evidente que no todos los días vamos a levantarnos con ansias, pero analiza si te estás levantando generalmente con una sensación de desesperanza. En caso afirmativo, ¿qué es lo que te está causando ese sentimiento? ¿Qué puedes hacer para cambiarlo?

4. ¿Tienes pensamientos negativos al final del día?

Del mismo modo, si hay algún pensamiento que nos mantiene en vela al ir a dormir, es un claro síntoma de que algo nos preocupa y nos genera estrés. Si este bucle de pensamientos negativos sucede de forma constante, trata de identificar si existe un patrón que los esté generando y cómo puedes abordar esta situación.

5. ¿Estás dedicando suficiente esfuerzo a tus relaciones?

Con el tiempo, tendemos a dar por sentadas nuestras relaciones. Esto hace que no dejemos suficiente espacio para permitir que crezcan y se fortalezcan. Como todo, las relaciones requieren esfuerzo y dedicación, por lo que si no quieres perder a la gente que quieres, asegúrate de pasar tiempo de calidad con ellas.

6. ¿Te estás cuidando físicamente?

A medida que cumplimos años solemos dejar nuestro bienestar físico en segundo plano. Más horas de trabajo, menores niveles de energía, familia a la que cuidar… Sin embargo, es más importante que nunca dedicar tiempo a tu cuerpo para sentirte mental y físicamente en forma.

7. ¿Te sientes estresado por cosas que están fuera de tu control?

El mayor desperdicio de tiempo viene dado por la preocupación de cosas que están fuera de nuestro control. Asegúrate de tener esto presente y de identificar si estás dedicando tu tiempo y esfuerzo en algo que no podrás cambiar o que no depende de ti.

8. ¿Estás más cerca de tus metas?

Para mejorar la consecución de objetivos, es primordial evaluar si nuestras acciones diarias nos están acercando a nuestras metas. Tomar una mala decisión un día no te alejará del camino, pero tomar muchas malas decisiones muchos días seguidos seguro que te aleja de ese objetivo que tenías en mente. Dedicar un tiempo a analizar si tus acciones diarias te están acercando a tus propósitos puede llevarte a, o bien tomar las riendas y cambiar tus hábitos, o bien cambiar ese objetivo que te habías fijado inicialmente.

9. ¿Estás valorando las cosas que tienes?

Somos unos afortunados. Incluso aunque algo no vaya del todo bien en tu vida, tener el apoyo de familiares o amigos, un techo bajo el que dormir o sencillamente la capacidad de disfrutar de lo que nos rodea, es algo que debería enorgullecernos. En lugar de mantenernos siempre mirando hacia el futuro, tómate un tiempo para mirar a tu alrededor y estar agradecido de lo que tienes y has conseguido en el momento presente.

10. ¿Desde qué perspectiva estás analizando tu situación actual?

No sé si tendrás presente algún caso de varias personas que, aunque han vivido una situación similar, la actitud hacia esa situación ha sido totalmente contraria. Ver el vaso medio lleno o medio vacío puede significar un mundo de diferencia con respecto a la forma de abordar lo que te pasa día a día.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba